sere_skuld_mascara_picta

 

Nos vemos en Rìoghachd na h-Alba, ungiéndonos en el barro del Uisge For y oliendo la tierra mojada bajo nuestros pies. Avanzamos en silencio, pastoreando las bestias. La llovizna bendice nuestros nuestros cuerpos bajo el sol de Alban Heruin. Ha sido un invierno duro, pero la hierba sisea fuerte y alta, orgullosa como nuestro linaje.

Quienes quedamos somos más fuertes y más sabios que antes. Los bebés que han sobrevivido al frío tienen ahora más posibilidades. Por fin los días se alargan y nos arrulla el calor húmedo propio de la estación.

Ayer encontré una corteza de árbol a los pies de mi hogar. He pasado la noche tallando y pintando bajo la luz de la luna, canalizando un impulso ajeno a mi cuerpo. Los dioses sonríen complacidos.